Manifestantes en Plaza Italia dispersados con gases lacrimógenos por parte de FFEE Carabineros
05/11/2019
Atacan sede de la UDI en Providencia
06/11/2019

Martes 05 de noviembre 2019 / 21:30 horas

Por 5reyes.cl

Fuente Cuenta de Twitter de Ministro de Vivienda y Urbanismo MINVU
Cristián Monckeberg
@cmonckeberg

Hoy martes 05 de noviembre, el ministro de Vivienda y Urbanismo, Cristián Monckeberg, junto al intendente de la Región Metropolitana, Felipe Guevara, anunciaron un plan de recuperación de espacios públicos afectados por las diferentes manifestaciones ocurridas en el país, focalizando la gestión a la capital.

Según dieron a conocer, la iniciativa incluye la elaboración de un catastro de daños en comunas afectadas, una propuesta económica y un proyecto de ley para acelerar proyectos de mejoramiento de espacios públicos.

Para la fase del catastro de daños se utilizará un sistema remoto que dispone el «Minvu» para el levantamiento de daños mediante fichas digitales, accesibles a través de una aplicación móvil, que permitirá conocer la información en línea de manera georreferenciada.

Respecto al financiamiento, el «Minvu» ha propuesto el uso de recursos del presupuesto de este año por un total de $10.400 millones de inversión para recuperación de daños, mientras que la propuesta de atención vía presupuesto 2020 es de un total de 4.800 millones.

En relación a los recursos del presupuesto 2019, el «Minvu» propone que Organizaciones Comunitarias y Juntas de Vecinos puedan solicitar subsidios de Asignación Directa (AD) para financiar proyectos de recuperación.

En 2020 en tanto, se propone implementar el Programa Hogar Mejor (300 mil UF en total). La idea es que organizaciones comunitarias y juntas de vecinos puedan postular a proyectos de equipamiento comunitario como áreas verdes, mobiliario urbano, pavimentos, luminarias, vallas y señalética. Asimismo, el Minvu podría firmar convenios con municipios para la transferencia directa de recursos.

Finalmente, sobre el proyecto de ley, se busca que el «Minvu» pueda decretar sectores de recuperación para acelerar procesos de reconstrucción de viviendas y edificaciones sin necesidad que el presidente decrete zona afectada por catástrofe.